El tabaco para mascar, el tabaco en polvo y el tabaco que se disuelve en la boca en forma de palitos, bolitas y tiras, son productos de tabaco que no se fuman sino que se consumen de otros modos. Todos los tipos de tabaco sin humo contienen nicotina y químicos que producen cáncer (carcinógenos).

El tabaco para mascar viene en tres formas distintas: hojas sueltas, tapones y trenzados de tabaco. El usuario se coloca un trozo de tabaco (en forma de tapón, fajo o goma de mascar) entre la mejilla y la encía. Lo mastica por varias horas y va escupiendo los jugos y la salvia del tabaco a medida que éstos se acumulan.

El tabaco para inhalar y para chupar (snuff y snus) son tipos de tabaco molido. El tabaco en polvo húmedo se vende en latas o sobrecitos similares a las bolsas de té. El usuario...

You do not currently have access to this content.