La vacuna contra la hepatitis B puede prevenir la hepatitis B. La hepatitis B es una enfermedad del hígado que puede causar una enfermedad leve que dura unas pocas semanas, o puede provocar una enfermedad grave de por vida.

  • La infección aguda por hepatitis B es una enfermedad a corto plazo que puede provocar fiebre, fatiga, pérdida de apetito, náuseas, vómitos, ictericia (piel u ojos amarillos, orina oscura, deposiciones de color arcilla) y dolor en los músculos, las articulaciones y el estómago.

  • La infección crónica por el virus de hepatitis B es una enfermedad de larga duración que tiene lugar cuando el virus de la hepatitis B permanece en el organismo de una persona. La mayoría de las personas que desarrollan hepatitis B crónica no tienen síntomas, pero aún así es muy grave y puede ocasionar daño hepático (cirrosis), cáncer de hígado y muerte. Las personas crónicamente infectadas pueden contagiar el virus de la hepatitis B a otros, aun cuando ellos mismos no parezcan estar ni se sientan enfermos.

La hepatitis B se contagia cuando la sangre, el semen o algún otro líquido corporal infectado con el virus de la hepatitis B ingresa al organismo de una persona no infectada. Las personas pueden infectarse por:

  • Nacimiento (si una persona embarazada tiene hepatitis B, su bebé puede infectarse)

  • Compartir artículos como rastrillos o cepillos de dientes con una persona infectada

  • El contacto con la sangre o heridas abiertas de una persona infectada

  • Tener relaciones sexuales con una pareja infectada

  • Compartir agujas, jeringas u otro equipo de inyección de fármacos

  • La exposición a la sangre proveniente de agujas u otros instrumentos filosos

La mayoría de las personas vacunadas con la vacuna contra la hepatitis B son inmunes de por vida.

La vacuna contra la hepatitis B normalmente se administra en 2, 3 o 4 inyecciones.

Los bebés deben recibir su primera dosis de la vacuna contra la hepatitis B al nacer y completarán la serie generalmente a los 6-18 meses de edad. La dosis de nacimiento de la vacuna contra la hepatitis B es una parte importante para prevenir la enfermedad a largo plazo en lactantes y la propagación de la hepatitis B en los Estados Unidos.

Los niños y adolescentes menores de 19 años que aún no han recibido la vacuna también deben ser vacunados.

Los adultos que no han sido previamente vacunados y desean estar protegidos contra la hepatitis B también pueden vacunarse.

La vacuna contra la hepatitis B también se recomienda para las siguientes personas :

  • Personas cuyas parejas sexuales tengan hepatitis B

  • Personas sexualmente activas que no se encuentran en una relación monógama de larga duración

  • Personas que necesiten evaluación o tratamiento para una enfermedad de transmisión sexual

  • Víctimas de ataque o abuso sexual

  • Hombres que tienen contacto sexual con otros hombres

  • Personas que comparten agujas, jeringas u otro equipo de inyección de fármacos

  • Personas que viven con alguien infectado con el virus de la hepatitis B

  • Trabajadores de la salud y de la seguridad pública en riesgo de exposición a la sangre u otros líquidos corporales

  • Residentes y personal de centros para personas con discapacidades del desarrollo

  • Personas que viven en la cárcel o en prisión

  • Viajeros que visiten regiones con altos índices de hepatitis B

  • Personas con enfermedad hepática crónica, enfermedad renal en diálisis, infección por VIH, infección con hepatitis C o diabetes

Es posible administrar la vacuna contra la hepatitis B como vacuna independiente o como parte de una vacuna combinada (un tipo de vacuna que combina más de una vacuna en una inyección).

La vacuna contra la hepatitis B puede aplicarse simultáneamente con otras vacunas.

Informe a su proveedor de vacunas si la persona que recibe la vacuna:

  • Ha tenido una reacción alérgica después de recibir una dosis previa de la vacuna contra la hepatitis B o si ha tenido alguna alergia severa y potencialmente mortal.

En algunos casos, su proveedor de atención médica podría decidir que se posponga la vacuna contra la hepatitis B hasta una visita futura.

Las personas embarazadas o en período de lactancia deben ser vacunadas si están en riesgo de contraer hepatitis B. El embarazo o la lactancia no son motivos para evitar la vacunación contra la hepatitis B.

Se puede vacunar a personas con enfermedades leves, como el catarro común. Las personas con enfermedad moderada o severa usualmente deben esperar hasta recuperarse antes de recibir la vacuna contra la hepatitis B.

Su proveedor de atención médica puede proporcionarle más información.

  • Puede ocurrir dolor donde se administra la inyección o fiebre después de la vacunación contra la hepatitis B.

En algunos casos, las personas se desmayan después de procedimientos médicos, incluidas las vacunaciones. Informe a su proveedor de atención médica si se siente mareado o si tiene cambios en la visión o zumbido en los oídos.

Al igual que con cualquier medicina, hay probabilidades muy remotas de que una vacuna cause una reacción alérgica grave, otra lesión grave o la muerte.

Podría ocurrir una reacción alérgica después de que la persona vacunada deje la clínica. Si observa signos de una reacción alérgica grave (ronchas, hinchazón de la cara y garganta, dificultad para respirar, latidos rápidos, mareo o debilidad), llame al 911 y lleve a la persona al hospital más cercano.

Llame a su proveedor de atención médica si hay otros signos que le preocupan.

Las reacciones adversas se deben reportar al Vaccine Adverse Event Reporting System, VAERS (Sistema para reportar reacciones adversas a las vacunas). Es usual que el proveedor de atención médica informe sobre ello, o también puede hacerlo usted mismo. Visite el sitio web de VAERS en www.vaers.hhs.gov o llame al 1-800-822-7967. El VAERS es solo para informar sobre reacciones y el personal de VAERS no proporciona consejos médicos.

El Vaccine Injury Compensation Program, VICP (Programa Nacional de Compensación por Lesiones Ocasionadas por Vacunas), es un programa federal que se creó para compensar a las personas que podrían haber experimentado lesiones ocasionadas por ciertas vacunas. Las reclamaciones relativas a presuntas lesiones o fallecimientos debidos a la vacunación tienen un límite de tiempo para su presentación, que puede ser de tan solo dos años. Visite el sitio web de VICP en www.hrsa.gov/vaccinecompensationo llame al 1-800-338-2382 para obtener información acerca del programa y de cómo presentar una reclamación.

  • Consulte a su proveedor de atención médica.

  • Llame a su departamento de salud local o estatal.

  • Visite el sitio web de la Food and Drug Administration, FDA (Administración de Alimentos y Medicamentos), para consultar los folletos informativos sobre vacunas e información adicional en https://www.fda.gov/vaccines-blood-biologics/vaccines.

  • Comuníquese con los Centers for Disease Control and Prevention, CDC (Centros para el Control y Prevención de Enfermedades):

Many vaccine information statements are available in Spanish and other languages. See www.immunize.org/vis.

Hojas de información sobre vacunas están disponibles en español y en muchos otros idiomas. Visite www.immunize.org/vis.

Spanish translation provided by the Immunization Action Coalition

Vaccine Information Statement

Hepatitis B Vaccine (Spanish)

10/15/2021

42 U.S.C § 300aa-26

Department of Health and Human Services

Centers for Disease Control and Prevention

Fuente: Immunization Action Coalition